LA NUEVA PUERTA AL FASCISMO FINANCIERO INTERNACIONAL.

Wikileak sigue informando de la intención encubierta para dar un golpe de estado mundial a nivel económico a través de la desaparición de las fronteras de cara a los servicios financieros. No basta con que el tratado que están viendo EEUU y Europa establezca cláusulas tan variopintas como la sumisión de los gobiernos nacionales a las pretensiones de las multinacionales. Es el deseo establecer unas reglas de juego que establezcan el beneficio de los paraísos fiscales y la muy posible desregulación  de la economía en defensa de los que se basan en el neoliberalismo salvaje.

Se supone que los ciudadanos que viven en una democracia eligen a sus representantes, siguiendo un modelo político de 200 años, que mejor que peor permite cierto control del poder por parte de la ciudadanía y se dice que eso ocurre cada cierto tiempo. También se cree que esos representantes están para servir a los que los eligen, sin embargo muchas veces actúan haciendo justo lo contrario, es decir, para crearles problemas de todo tipo.

images (2Lejos ya de la corrupción que campa por su anchas en la justicia y en las instituciones que sus dirigentes prostituyen todos los días, la amenaza para la democracia en este siglo no tiene parangón ya que ahora se trata de desarticular a los estados soberanos y sus órganos de gobierno para que sean corderos del nuevo orden mundial, el cual los representantes de estos países están ayudando a construir de espaldas a la ciudadanía y en total secretismo. La reciente crisis financiera, que comenzó  en 2008 por los malabares financieros que llevaron al sistema bancario al colapso en todo el planeta se produjo por la desregulación económica, que permitió todo tipo de medidas para que las ganancias fueran aún mayores, a costa de crear una realidad virtual. Se sabe en círculos muy estrechos que hay una superburbuja de activos financieros o de activos que están muy por encima de su valor real que inflan todo el sistema económico mundial. La moda de los tratados económicos entre los países no está pensada precisamente para que el intercambio sea justo o fluido, sino para que las multinacionales no tengan problemas.

El que se cierne de manera polémica entre Europa y EEUU pretende crear un orden diferente que permita que los intereses de las empresas prevalezcan sobre los de los estados y, por lo tanto, los ciudadanos, pudiendo ser éstos penalizados en el caso de que se opongan a las pretensiones de las multinacionales, dejando las constituciones y los derechos ciudadanos en papel mojado y, lo que es peor, haciendo que los gobiernos se tengan que bajar los pantalones ante las mafias económicas del planeta tierra. Todo se hace a puertas cerradas y en muchos casos sin que nada salga a la luz. Esto significa que las medidas que se dicten en cualquier país han de seguir las consignas del neoliberalismo salvaje para que el sistema no caiga en sus propias y puntiaguadas fauces. Algunas fuentes señalan otra herramienta que se pone en marcha y que permitirá la liberación de servicios financieros y de transporte en todo el planeta, con la lógica aquiescencia de los gobiernos respectivos, sometidos a los caprichos ajenos. En este acuerdo participan cincuenta países entre los que se encuentran Perú, Chile y otros países del continente americano, así como los 28 miembros del Eurogrupo y los EEUU, más Canadá y Australia. Todos se han puesto de acuerdo para que la desregulación económica sea una realidad en un cónclave cuyos resultados se han de mantener en secreto durante cinco años después de que hayan aprobado todos los puntos. Los paraísos fiscales están encantados y viendo sus progresos para evitar su desaparición. Naciones como Suiza, por supuesto, forman parte de las negociaciones de espalda a los derechos de los ciudadanos de este planeta.

La desregulación económica fue la causante de la crisis que aún arrastramos, razón por la que comenzaron a surgir políticas de recortes presupuestarios en los países del primer mundo que han hundido a millones de personas en la miseria económica. Ello no parece suficiente y se trata de que los países tengan aún menos capacidad de control en el entramado financiero para dar un golpe de estado  a nivel mundial, de espaldas a los que eligen a los que engañan de manera soez, en un acto de latrocinio planetario sin parangón, en el que el gobierno de las mafias se impone sobre el gobierno de los seres humanos, en el marco de un relativismo moral que tiene sólo en cuenta a las religiones en la medida en que se ajustan a ese abusivo modelo. Por lo tanto si se mantienen ciertas ideologías  es porque está en el mismo juego que los que desean quitarse las máscaras y decir bien claro que ellos deciden el futuro de la historia de la tierra y que los demás estamos de sobra. El latrocinio mundial que se avecina es una muestra de la corrupción globalizada que gobierna este maravilloso y bello planeta en el que, asfixiados los intentos por poner en pie el modelo obsoleto, tratan de sobrevivir a costa del resto de la humanidad, con tal de seguir el viejo sistema de la ganancia rápida como medio y como fin para tener aún más hasta vender el alma al diablo, si resultara necesario.

El peligro del TISA, un acuerdo secreto promovido por EEUU y la Unión Europea, tiene otros elementos que ponen los pelos más de punta si cabe. Los datos de los consumidores dejarán de estar protegidos y cualquier multinacional puede emplearlos por encima de las leyes nacionales que protejan la privacidad. Para ello los gobiernos habrán de adelantarse a los caprichos de los fascistas financieros, habrán de de prever qué desean para que el juego del dominio mundial no termine nunca, en una acción de sumisión obligada al control caprichoso. Así si un un país requiere de una regulación especial por el bien común, así como medidas tales como el control de capitales, todo ello quedará prohibido por ley, pues los supuestamente elegidos tendrán que obedecer a sus amos, inclusive en lo que aún ni se ha inventado, lo cual es un disparate en toda regla. Los bancos extranjeros tendrán el control de economías ajenas  y las decisiones políticas no podrán tener en cuenta cosas tales como medidas para garantizar el pago de pensiones, ayudas sociales o cualquier decisión que impida a los mafiosos financiero tener el control mundial.

Convertida la democracia en una pantomima, si los gobiernos particpantes en esta negociación tienen algún pudor, deberían dar explicaciones a la opinión pública, pues pactar de esta forma es lo más indigno y ultrajante para personas que se supone defienden los intereses de las personas. De no ser así el poder está en manos de delincuentes con corbata y coches oficiales.

Este deleznable objetivo, real en la mentes sucias desde hace años, se está llevando a cabo sin que los medios de comunicación ni los políticos lo digan, pues son ellos mismos los que lo alimentan y en el nombre de todos nosotros están dispuestos a darnos la puñalada por la espalda mientras nos piden el voto y venden no sólo nuestro futuro, sino el de nuestros hijos y nietos, así como la belleza ambiental de este planeta hasta pudrirlo con sus sucios intereses. El plan es dejar el planeta y sus recursos en manos de los usurpadores sin ningún tipo de conciencia humana.

Las únicas razones que pueden llevar a cincuenta países a negociar en secreto es que el capitalismo tiene sus años contados, que el sistema financiero no se mantiene en  pie, que la deuda de las naciones desarrolladas es insostenible y va en aumento, que los conflictos sociales en el mundo aumentan de manera exponencial a la falta de democracia y que el sistema, en definitiva no se mantiene salvo que se creen nuevos mecanismos de control que sean mucho más rígidos, algo que es un secreto voces y que los medios de comunicación no señalan para evitar reacciones de pánico en masa que pueden ir contra sus planes.

De no detener esta cadena el apocalipsis bíblico será lento porque la mezquindad humana es tan débil que aquéllos que se basen en ello para su supervivencia serán devorados tarde o temprano por su ambición desmedida, sin importar si nuestro bello planeta se convierte en un erial sin gente ni recursos si antes los que tenemos algo de conciencia no lo impedimos.

http://www.publico.es/internacional/wikileaks/diez-amenazas-del-pacto-secreto.html

http://www.publico.es/internacional/wikileaks/50-paises-pactan-secreto-tratado.HTML

https://wikileaks.org/tisa-financial/press.html

ÁNGEL VILVOORD.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.